.

.
.
viernes, noviembre 19, 2010

¿CUÁNDO PERDEREMOS LA BATALLA?

Publicado por Yo Soy Escribidor |


Ya no los llamo como a los sirvientes, porque el sirviente no sabe lo que hace su jefe; por el contrario, los llamo amigos,
porque yo les digo todo lo que el Padre
me ha dicho, y ustedes conocen todo eso."
Juan 15:15

Cuando yo te diga algo y tú digas que no te importa.
Cuando haya algunos temas y preguntas innombrables.
Cuando nos digamos que no nos debemos explicaciones.
Cuando la ira sea mayor a la razón.
Cuando nos cueste perdonarnos.
Cuando peleemos más de lo que podríamos disfrutar la compañía.
Cuando seamos incapaces de negociar.
Cuando nos gritemos más fuerte, minutos antes de tirarnos el teléfono.
Cuando nos demos cuenta que no nos duelen los desaires del otro.
Cuando ya no nos extrañemos en los días largos.
Cuando creamos que lo de cada quien es más importante que lo del otro.
Cuando nos echemos de las casas, de las llamadas, de los actos.
Cuando digamos: ¡Tú no eres nadie!
Cuando no nos podamos regañar.
Cuando siempre haya más excusas que realidades.
Cuando creamos que el otro considera que le somos molesto.
Cuando en realidad lo seamos.
Cuando no haya más razones para estar juntos.
Cuando nos mintamos cuando no sea necesario.
Cuando no nos llamemos por muchos días para pedirnos perdón.

8 ¡Ajá, dime qué ves!:

Anónimo dijo...

cuando haya la sensación de lo no dicho y no se diga.

Steven Manduca dijo...

Mi silencio dice mas...

Anónimo dijo...

Cuando el fastidio y monotonía se apoderen de ti.
Cuando la malicia llene tu mente, ocupando el espacio del amor.
Cuando los prejuicios invadan tu mente, robandole lugar a la comprensión.

Anónimo dijo...

Cuando las primicias del amor lejano cesen, y sólo quede hacernos daño.

Juan R. dijo...

cuando olvidamos quienes somos, nos vamos a una provincia apartada, malgastamos todo y nunca volvemos en si....

Zarache dijo...

No pude pensar cuándo porque me dí cuenta que ya perdí más batallas de las que quisiera. Y nunca supe cuando.

Zarache dijo...

En otro contexti esta semana recordé ese verso y otro más. Weird.

Shevin dijo...

¡Excelente!

Publicar un comentario

Porque al que se le conoce hoy como profeta se le llamaba vidente: